Monthly Archive febrero 2017

mmartinm Pormmartinm

De tendero local a negociante internacional; la estrategia de éxito y supervivencia de la empresa

Descárgate mi ponencia impartida en el Salón mi Empresa el miércoles 22 de febrero de 2017

De tendero local a Negociante Internacional ASalón mi empresa

Miguel ángel Martín junto a Katia Martínez

 

Resumen de la ponencia:

Según la Real Academia de la Lengua RAE un tendero/a es: “Dueño o dependiente de una tienda, especialmente de comestibles. El verbo despachar tiene muchas acepciones pero las más significativa en el mundo comercial y de los negocios son las acepciones 5: ‘Vender un género o una mercancía’ y la 6. “Dicho de un tendero o de un dependiente: Atender a un cliente”

A pesar de las noticias exultantes sobre las exportaciones españolas, España no está exportando lo que debería y sigue sin tener una cultura de globalización, de internacionalización que haga que las empresas vendan fuera, vendan en mercados con menor zona de confort.

Si se tiene una mentalidad global, una mentalidad adecuada a la realidad económica y social es muy factible pasar de ser un “tendero local” a un negociante internacional. (La RAE tiene dos acepciones para definir la palabra negociante: 1; adj. Que negocia. Y 2: m. y f. Persona que negocia géneros comerciales.

Pasar de ser un tendero local a ser un negociante internacional pasa por asumir un cambio en la mentalidad del tendero y debe ver más allá de su horizonte. Un tendero es el que:

  • Piensa con unas “fronteras de calles”. Su límite de negocio tiene fronteras (Pasada esa calle a la gente les coge lejos mi local).

 

  • Cree que toda su clientela es muy homogénea (segmentación muy identificada).
  • La confianza es importante para hacer que los clientes entren en su tienda por lo necesita saberse el nombre de todos sus clientes, le son fieles y sabe hacerles sentir importantes. (Le encanta que le conozcan por su nombre y no por el nombre de la tienda).
  • Piensa que un cliente habitual es más importante que uno nuevo.
  • El cliente se debe adaptar a mis horarios, a mis condiciones de cobro, a las esperas…, etc.
  • Exige ayudas de las diferentes Administraciones, porque para eso paga impuestos
  • Quiere aparcamientos accesibles y medios de transporte con paradas en su tienda

Y debe pensar de manera distinta para actuar de manera diferente tal y como lo hace un negociante internacional:

  • Que su negocio no tiene fronteras. No tiene límites
  • Sabe que sus clientes son muy heterogéneos con perfiles diferentes.
  • Sabe que la confianza es importante pero no sabe ni pronunciar bien sus nombres por lo que procura; que todos los clientes sí sepan como se llama su negocio, su marca.
  • Piensa que todos los clientes son importantes; los habituales y los nuevos
  • Sabe que debe adaptarse a las condiciones de los clientes y no al revés. Él sabe que tiene que tener capacidad de adaptación.
  • Sabe que no puede depender de las “ayudas oficiales” para sacar adelante su negocio. Los tiempos de los clientes no son los plazos de la Administración.

En muchas ocasiones, la gran mayoría de las veces, el tendero decide salir fuera, decide exportar porque es que lo que todo el mundo le dice que tiene que hacer cuando las ventas van mal, el negocio va mal en u mercado local. Entonces él sale fuera teniendo muy presente que las cosas se hacen cómo él siempre lo ha hecho, porque así se ha hecho toda la vida:

  • Cree que como su producto/servicio no hay nada mejor aunque nunca lo haya “confrontado” en el mercado
  • Cree que si el posible cliente prueba o usa su producto le comprará inmediatamente
  • El cliente internacional, al igual que con el local, deberá adaptarse a sus requisitos (“primero paga y después te mando la mercancía”).
  • La confianza se gana diciendo que eres español y que tu empresa es muy importante en tu mercado local
  • Como las agendas comerciales las ha hecho la Administración y las empresas importadores han mostrado interés en sus productos eso quiere decir, que les va a hacer un favor por venderles.
  • Quiere que vayan a verlo al hotel porque él no está para desplazarse por una ciudad que no conoce.

Y cuando regresa de un viaje, llega derrotado porque se ha gastado dinero (la mayoría de las veces mucho por el tren de vida que ha llevado) y sin ningún pedido. ¿La razón? Que ha ido a despachar mercancía, a despachar contenedores en vez de ir a negociar, a proponer negocios.

¿Cómo se pasa de tendero local a negociante internacional? Pues a través de cuatro fases muy sencillas de entender y de practicar:

1.- Informándose que vender en 27 países de la UE no es exportar. Es vender en tu mercado local. Identificar quién puede ayudar en materia de comercio exterior

2.- Formándose en 5 áreas o preocupándose de que alguien de su equipo esté formado en las cinco áreas técnicas del comercio exterior: Marketing Internacional, Gestión Logística, Gestión Aduanera, Gestión Financiera y Gestión Jurídica.

3.- Metalizándose para salir fuera a hacer negocios, a proponer negocios y no a recoger pedidos que nunca habrá salvo operaciones puntuales como lotería.

4.- Actuando con acciones de: Programación, Objetivación, Presupuestando, Viajando, Participando, Asistiendo en foros y eventos de internacionalización.

Para formarse y mentalizarse se proponen cursos de:

  • Cómo emprender internacionalmente
  • Cómo diseñar una buena estrategia de internacionalización
  • Cómo montar mi negocio de consultoría de comercio exterior

A través de INFEBEX y de ACOCEX

http://acocex.com/moodle/

https://infebex.org/cursos-seminarios-talleres

Miguel Ángel Martín Martín

Consultor de estrategia de internacionalización

mmartinm Pormmartinm

Director de Internacional: ¡te ha tocado! hacer ganar la confianza internacional de tu empresa

En una búsqueda rápida en Internet sobre “cómo ganarse la confianza” aparecen varias propuestas, consejos y alternativas de búsqueda. Sin embargo, si pones el título de esta reflexión (cómo ganarse la confianza internacionalmente)  ya no son tantas las páginas y todas ellas sin conexión aparente. Política, internacional, personajes del deporte, traductores son las referencias que Google propone.
Parece entonces que soy un visionario que innova en definiciones de conceptos o que, simplemente, estoy fuera de “onda” dando importancia a lo que nada tiene de importante. Sea cómo sea mi encuadre profesional, ganarse la confianza internacionalmente es el paso fundamental previo a ganarse la confianza de un cliente, de un consumidor (sobre la que hay mucho escrito y testado) las empresas exportadoras deben saber ganarse la confianza internacional. Es el director de internacional quién debe “romper” la falta de vida internacional de su empresa. Nadie da fe de su empresa, nadie puede recomendar a su empresa, nadie tiene una opinión de su empresa salvo la imagen que tiene el comprador internacional sobre la marca país, sobre la marca España.
El director de internacional debe tener, por tanto, como objetivo básico y como objetivo fundamental ganarse la confianza internacionalmente. Debe tener muy presente que la primera impresión, la primera imagen que va a transmitir a un cliente o a un consumidor es el trinomio: marca país – marca sector del país y marca empresa (como bien identifica el profesor Nicola Minervini). A veces se comete el error de presentarse al mundo internacional comenzando por la empresa,  el sector y por último de España lo que hace que nuestra empresa quede en el fondo de la memoria.
Par ganarse la confianza internacional es necesario que el director de internacional de las empresas exportadoras sigan estos pasos:

1.- Identificar la percepción del trinomio Marca España – Marca Sector y Marca Empresa en el país de interés.

a.-)    Cómo de importante es la aceptación de la marca España en esos países ¿Se conoce a España? ¿La opinión es positiva? (¿qué se dice de España en el país? ¿Qué noticias son las que llegan desde España?)
b.-)    Identificar la percepción del sector, al que pertenecemos, que tiene el mercado al que nos queremos dirigir. (Hay fórmulas para conocerlo)
c.-)    Mi empresa es conocida o identificada en el país al cuál quiero entrar (si busco mi empresa en Google con el dominio del país ¿aparece algo?)
2.- Encontrar a alguien que me pueda recomendar en el país de importación. Contactos, amistades, personalidades que puedan y sepan introducirme en el país. ¿Clientes españoles están establecidos allí? ¿Otros directores de internacional españoles pueden recomendarme o facilitarme la entrada? (colegas no competidores).

3.- Mostrar y señalar que se va al país a estar, a quedarse y a no estar de paso. (Demostrar que la apuesta por el país es firme y no temporal).

4.- Dar a conocer a la empresa en detalle. Su estructura organizativa (organigrama), su misión y su visión, sus políticas de RSC, etc.

5.- Argumentar el beneficio de llegar a acuerdos entre ambas empresas. Hacer negocios y no ventas es la clave del éxito en este punto.

6.- Eliminar el miedo a la empresa de tener consecuencias de imagen negativas si se descubre que se es proveedor suyo y saber darle prestigio al tener a su empresa como proveedor.

7.- Demostrar profesionalidad en todo lo relacionado con los aspectos técnicos de comercio exterior en sus cinco áreas (marketing, gestión aduanera y documental, gestión financiera, gestión logística y gestión jurídica). No va a haber errores en ninguno de estos aspectos y si la empresa local no tiene la experiencia en temas de comercio exterior, la empresa exportadora la ayudará y enseñará a hacer operaciones de comercio exterior.

8.- Desarrollar diferentes metodologías de atención al cliente, de asistencia técnica, de fidelización de clientes.

Al igual que en nuestra vida personal y en nuestra vida profesional hemos necesitado (y seguimos necesitando) que se hable bien de nosotros, que nos recomienden, que nos prescriban, que den testimonio del beneficio de comprarnos, que se nos conozca, que se sepa quiénes somos, qué hacemos, qué pensamos… los mercados internacionales necesitan todos estos aspectos para identificar a la empresa exportadora como empresa confiable, como empresa que tiene la confianza de los clientes y de los consumidores.

El éxito de un buen director de internacional está íntimamente relacionado en generar y en crear las estructuras necesarias para generar confianza. Si tu empresa tiene una política de RSC, tiene un código de honestidad y de profesionalidad junto a una estructura organizativa del departamento de internacional; entonces, INFEBEX International Federation for the Promotion and Development of Foreign Business and Trade puede identificar a tu empresa como “Empresa Referente” acortando los plazos de generación de confianza.

presidencia@infebex.com

 

mmartinm Pormmartinm

Si el cliente no tiene confianza; siempre encontrará una excusa para no comprar

Tantas empresas, tantos productos, tantos vendedores queriendo estar presentes en el mercado internacional que muy pocos son los elegidos. Muy pocos los que logran crecer, ser queridos, ser deseados por los clientes y por los consumidores. Ganarse la confianza de los clientes y de los consumidores supone la realización de muchos actos, el mantenieminto de muchos contactos, de una comunicación fluida entre la empresa que quiere vender y la empresa que está abierta a nuevos productos, nuevas tendencias, nuevas relaciones comerciales o empresariales.

La confianza no se gana sabiendo todo de la otra parte, se gana cuando no se necesita saberlo. La confianza es el conocimiento de la verdad de lo que nuestra empresa, nuestros productos o servicios y de nosotros mismos, como profesionales podemos hacer. Esta frase emocional (teórica diría alguno) debe llevarse a la prácticidad desde una metodología, desde un protocolo que tenga en cuenta esta realidad; la necesidad de conseguir la confianza del cliente extranjero. Un cliente que está lejos, al que tengo que ver muy poco, el que tiene miedo por si la mercancía llega en malas condiciones, que tiene miedo de no poder encontrar un servicio técnico al que acudir si algo va mal. Que no sabe si los productos españoles son mejores o peores que los de otra nacionalidad o procedencia.

La confianza siempre es más fácil ganársela si alguien transmite la experiencia de comprar, usar o consumir un producto. El mundo de la publicidad, de las relaciones públicas y el mundo del marketing en general tiene como principal objetivo es ganarse la confianza del cliente y no duda en usar la imagen pública de personajes del mundo de la cultura o del deporte para vincularlos a su marca, a sus productos. El impulso de los embajadores de marcas, los youtubers los globeros o los foros son la confianza de todos los bienes de consumo. El envío de un simple correo electrónico, una llamada telefónica que no pasó el obstáculo de la secretaria, supone el acceso a una consulta a Internet de nuestra empresa, de nuestros productos y de nuestra persona. ¿Hay alguien en el país de importación que hable de nuestra empresa, de nuestros productos o de nuestra empresa? La confianza no será grande ni importante mientras no tengamos una “vida” un círculo de confianza por donde moverse.

La confianza también se obtiene por aparecer en Tv. Un anuncio en televisión puede suponer una gran diferenciación al indicar que un producto está “anunciado en TV” y no es difícil de encontrar. Aparecer en Tv da confianza. Numerosas cuñas de radio al día y durante semanas también dan confianza, publicidad on line, en buscadores, nos hacen accesibles pero la gran confianza en nuestro producto o servicio es que se hable de nosotros, que se nos recomiende. La publicidad tradicional supone dinero, que hablen bien de nosotros supone tiempo, supone vivir en el país de importación durante el tiempo suficiente par aser conocidos y que se hable de nosotros.

Para acortar los plazos del logro de la confianza del mercado de importación INFEBEX – International Federation for the Promotion and Development of Foreign Business and Trade – ha creado el sello de distinción “REFERENTE” en diferentes modalidades: empresas, eventos y productos (herramientas de comercio exterior). He participado activamente en el diseño de estos sellos de distinción junto a otros profesionales que servirá a las PYMES a ganarse la confianza del mercado de importación en un menor plazo de tiempo al dar fe INFEBEX de que es una empresa de confianza, unos profesionales de confianza y unos productos o servicios de confianza.

 

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor informaciónsobre las cookies.

ACEPTAR
Aviso de cookies